martes, 16 de agosto de 2011

Soneto para un Reto

(Soneto escrito en la playa, bajo un sol achicharrante, para responder a un sencillo reto entre amigos de un Club de poetas).


Deslizando tu tensa languidez,
hurtándole la torre a mis intentos,
volviendo del revés los alfabetos,
te escurres con tremenda rapidez.

Posees el tablero de ajedrez.
Son vanos, por lo tanto, mis esfuerzos
en pagarme contigo los almuerzos
-Demuestras, con mis letras, su escasez-

Tú triunfas, pendenciero: un jaque mate.
Pues me matan las ganas de ganar
el título de “tonta de remate”.

Volveré, Soneto impune, a practicar,
(aunque sea soplándome el gaznate)
las piezas de mi juego en tu avatar.



  (Dibujo original para este poema: Camelia Davidescu)

2 comentarios:

  1. jaja he tenido que leerlo varias veces para entender a quién se refería, y mira que estaba claro!! Felicidades por el resultado! Ingenioso el tema!

    ResponderEliminar
  2. Jajajajaj!! Pues que iba a ser!! El soneto puñetero!! Jajajajajaa! Gracias, Marina. Por motivos obvios para ambas, no podías perdértelo.

    ResponderEliminar